Expropiación petrolera, enaltece dignidad nacional y preserva una mejor Patria: AMLO

El Presidente de México encabezó ceremonia oficial del 83 aniversario de la Expropiación Petrolera, en el pozo Dzimpona, ubicado en el municipio de Centro

Al asegurar que el México de hoy es cada día más justo, democrático, libre y soberano, y en el que ya no habrá más “gasolinazos”, el Presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó aquí que la expropiación petrolera es uno de los actos de independencia económica y política más importantes de nuestra historia, y es ejemplo de cómo actuar para enaltecer la dignidad nacional y preservar una Patria mejor para todos.

Al encabezar la ceremonia del 83 aniversario de la Expropiación Petrolera y en compañía del gobernador Adán Augusto López Hernández, reafirmó su compromiso de frenar la privatización del sector energético. “Repito lo que he venido diciendo a lo largo de muchos años: el único dueño del petróleo es el pueblo de México y los beneficios del petróleo siempre serán para el pueblo de México”, recalcó.

En el pozo exploratorio terrestre Dzimpona –ubicado en la ranchería Acachapan y Colmena cuarta sección, del municipio de Centro–, puntualizó que serán respetados los contratos otorgados de la llamada Reforma Energética, pero no habrán nuevas concesiones para la explotación del petróleo y se protegerá a Pemex para mantener su participación actual en el mercado de las gasolinas, el diésel y otros derivados del hidrocarburo.

Junto a Rocío Nahle García, secretaria de Energía, López Obrador destacó que la fecha histórica de la expropiación petrolera era propicia para ofrecer un repaso de las diez principales acciones de su gobierno para rescatar la industria de los hidrocarburos en beneficio del pueblo y la Nación.

Enfatizó que se cumplirá con la meta de producir en México las gasolinas que el país consume y dejar de importar combustibles del extranjero. “Con este propósito”, dijo, “se continuarán destinando recursos para la modernización de las seis refinerías existentes; se reiniciará la construcción de una planta coquizadora en Tula, Hidalgo; y se terminará a mediados del próximo año, la nueva refinería de Dos Bocas, Paraíso”.

El primer mandatario resaltó que aun cuando se han descubierto tres importantes yacimientos como este, que llevará por nombre “Gral. Francisco J. Mújica”, la explotación del petróleo se destinará a la refinación y no continuará la tendencia de exportar crudo y comprar gasolinas, porque toda la materia prima será procesada en nuestro país.

Señaló que esta nueva política significa no extraer más petróleo que el indispensable para cubrir la demanda de combustible del mercado interno. “Esto significa que durante todo nuestro mandato, no sacaremos del subsuelo más de 2 millones de barriles diarios. Extraeremos la mitad del petróleo que se sacó en todo el sexenio de Fox”, enfatizó.

Mencionó que se destinará más presupuesto para la exploración y perforación de gas, y se invertirá en equipos e instalaciones para evitar la quema irracional del energético. “Cabe recordar que durante el periodo neoliberal se optó por desaprovechar este insumo y comprarlo en el extranjero para alimentar los negocios que las compras representaban para políticos y directivos de empresas particulares nacionales y extranjeras”, fustigó.

Andrés Manuel López Obrador subrayó que la Secretaría de Hacienda seguirá reduciendo los impuestos a Pemex para garantizar la ejecución de su programa de inversión, mantenimiento y operación de instalaciones. Pemex, aseveró, es una empresa de la Nación y siempre contará con el apoyo de la República.

“Mantendremos el compromiso de no aumentar en términos reales, los precios de las gasolinas, del diésel y de otros combustibles. Se acabaron los gasolinazos”, apuntó en presencia del director de la CFE, Manuel Bartlett Díaz, y el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval González.
López Obrador advirtió que se terminará de limpiar de corrupción a Pemex, por lo que “nunca más casos como los de Odebrecht, o el de la compra a precios inflados de las plantas de fertilizantes, ni la entrega de moches o sobornos a funcionarios y a legisladores, que significa una vergüenza”-

El Presidente de la República refrendó su compromiso con trabajadores técnicos y servidores públicos de Pemex, puesto que no se despedirá a nadie y se respetarán sus condiciones salariales y prestaciones laborales. “Asimismo, les expreso de nueva cuenta, que mi gobierno garantiza el derecho de los trabajadores a elegir libremente a sus representantes sindicales”, expresó.

“Con los obreros de esta industria y con los obreros de todo México, estamos rescatando a Pemex y a la Nación. ¡Que viva la expropiación petrolera!”, culminó.

Tabasqueños respaldan recuperación de soberanía energética

Por su parte, el gobernador Adán Augusto López Hernández afirmó que los tabasqueños acompañan y respaldan al Gobierno de México en su decisión de proseguir con una política firme y decidida para recuperar la soberanía energética y no permitir obstáculos en ese propósito esencial de la República.

“Con toda energía y decisión, los tabasqueños respaldamos su reclamo respetuoso y firme, señor Presidente, ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, para que se rectifique el proceder ilegal y contrario a los intereses nacionales. Esto no es nada más una postura política o de coyuntura, porque recordemos que el Artículo 28 Constitucional establece que tratándose de la industria eléctrica, no se considerará monopolio”, aseveró.

Por lo tanto, apuntó Adán Augusto López, el hecho de que se privilegie la empresa productiva del Estado, no puede considerarse inconstitucional, máxime cuando los contratos de las empresas reclamantes, obligan a que el Estado mexicano aumente año con año el costo del suministro de la energía eléctrica al consumidor. “Tal despropósito no se inscribe en aras del interés colectivo y es exactamente lo contrario al espíritu de la ley de amparo”, subrayó.

En su oportunidad, el director de Petróleos Mexicanos, Octavio Romero Oropeza, destacó que el pozo descubridor es el tercer campo gigante de la actual administración, denominado Dzimpona 1, cuyo volumen inicial se estima entre 500 y 600 millones de barriles de petróleo.

“Este yacimiento tiene la particularidad de encontrarse muy cerca de Valeriana y Racemosa, dos yacimientos más que agregan en conjunto entre 900 y mil 200 millones de petróleo crudo. Dentro de esta misma área estamos explorando otros yacimientos Pocté y Tiribish y una posible extensión del propio Dzimpona, que de resultar exitosos incrementaran de manera importante el potencial de esta zona”, detalló.

Dijo que gracias al respaldo del Presidente de la República y con la solidaridad de nuestros proveedores y contratistas, Pemex nunca dejó de operar en la actual pandemia, pues se mantuvo el desarrollo de sus nuevos campos, la rehabilitación de sus seis refinerías, la construcción de la nueva refinería en Dos Bocas, Tabasco, y se sostuvo el abasto del combustible que requirió el país.

Acerca de Redacción

Te puede interesar

Invita INJUDET a jóvenes tabasqueños a participar en Premio de la Juventud 2022

El Instituto de la Juventud y el Deporte de Tabasco, (Injudet), convoca a los jóvenes …