Vacuna contra COVID puede alterar el ciclo menstrual

Chicas, sorpresa, sorpresa… que la vacuna frente a la covid-19 ¡causa alteraciones en la regla! Quién lo iba a decir… (nótese la ironía). Pues sí, amigas, lo que muchas hemos oído en las charlas con amigas o familiares y, también, hemos comprobado en primera persona… ¡por fin se puede clasificar bajo el concepto de cierto! Y es que, tras dos años, una nueva evidencia científica realizada por la Universidad de Illinois en Chicago corrobora lo que la mayoría de nosotras, coloquialmente, ya sabíamos: la vacuna provoca trastornos en el flujo menstrual y más. De hecho, según apunta dicho estudio se calcula que: «al menos cuatro de cada diez mujeres han reportado alteraciones menstruales tras recibir la vacuna».

¿Y por qué ahora?, te puedes estar preguntando. Pues bien; pese a recibir miles y miles de testimonios de mujeres que señalaban e hilaban cómo, tras ponerse la vacuna, experimentaban (entre otros síntomas) ausencia en el periodo, fuertes cólicos o sangrados excesivos o intermenstruales… esta aparente afección no figuraba en la prescripción de la vacuna.

Es más, los estudios sobre las inyecciones no incluían esta variable que señalaba la posible alteración de los ciclos. Así que, de repente, tras ponerte la vacuna mientras hacías tus quehaceres padecías un intenso dolor en la zona de los ovarios o sufrías un desajuste de tu periodo y, ¿qué hacías? Teclear y buscar los posibles síntomas donde esto no figuraba o acudir al médico. ¿Resultado? Una sensación de alarma que, gracias, a las habladurías o a los testimonios de miles de mujeres conseguíamos acallar… sin una base científica.

Sin embargo, se puede citar que «el 42% de las mujeres experimentaron un flujo menstrual más abundante tras recibir la vacuna». Eso sí, no a todas las mujeres les afectó la dosis. De hecho, se estima que cerca del «43,6% no padeció alteraciones en su flujo después de la vacuna y un porcentaje aún más pequeño (el 14,3%) observó una combinación de ausencia de cambios o flujo más ligero», según se puede leer en la investigación publicada.

Y, aunque la inmensa mayoría ya hemos padecido estos malestares (más aún si sufrimos de patalogías ginecológicas, tomamos anticonceptivos hormonales o estamos en la perimenopausia, según se lee en el informe) o ya hemos recibido las dosis de las vacunas pertinentes, está bien que se confirme, figure y se evidencie un problema que era, hasta la fecha, una simple habladuría y que ha afectado a miles y miles (y sinceramente creemos que nos quedamos cortas) de mujeres.

Así, junto a la fiebre, los dolores de cabeza y la fatiga (entre otros muchos posibles malestares), ahora, también figura este síntoma que nos ha provocado muchos dolores de cabeza. Aunque, haya sido casi dos años después… Eso sí, como dicta el informe elaborado «no parece que dejen secuelas o afecten a la fertilidad», pero esto debe ser estudiado y corroborado con el tiempo.

Acerca de Agencias

Te puede interesar

¿Cómo y a partir de qué hora ver la Superluna de Esturión?

Los amantes de la astronomía tienen en la madrugada entre el 11 y el 12 …