Evo Morales anuncia candidatura

El expresidente de Bolivia Evo Morales confirmó este domingo su candidatura para las elecciones presidenciales de 2025 y lo hizo con una declaración de guerra a su exaliado y actual presidente de Bolivia, Luis Arce, a quien llegó a acusar de querer asesinarlo.

«Me han convencido que voy a ser candidato, me han obligado, claro la gente quiere, pero me están obligando”, declaró Morales (2006-2019) en su programa en la radio local Kawsachun Coca, desde donde aprovechó para arremeter, como hace habitualmente “contra la derecha y el imperio”.

En su cuenta en X, Morales convirtió esta confirmación en una grave acusación contra el presidente Arce y contra la corriente del Movimiento Al Socialismo (MAS) que apoya su reelección.

“Obligados por los ataques del gobierno, su plan para proscribir al MAS y defenestrarnos con procesos políticos, incluso eliminarnos físicamente, hemos decidido aceptar los pedidos de nuestra militancia y de tantas hermanas y hermanos que asisten a las concentraciones en todo el país para ser candidato a la presidencia de nuestra querida Bolivia”, señaló.

En su diatriba incendiaria, Morales aseguró que están siendo agredidos en las redes sociales desde el Ministerio de la Presidencia e informó “al pueblo boliviano” que, si el gobierno de Arce no logra frenar su inhabilitación como candidato presidencial, “van a usar a una mujer para atacarnos, tal como hizo la derecha”.

Morales hacía así alusión a Jeanine Áñez, quien asumió como presidenta provisional de Bolivia el 12 de noviembre de 2019, tras el golpe que obligó al líder bolivariano a anunciar su renuncia al poder y de inmediaro huir a México.

En su cadena de acusaciones, Morales también aseguró sobre “las intenciones que tienen de detenernos y entregarnos a EU” y agradeció, sin aportar nombres, a “nuestras hermanas y hermanos que nos advierten desde el Ministerio de Gobierno” de este supuesto plan.

“Me llaman el rey de la cocaína”

Agregó que hay una campaña «sucia» en su contra, ya que la oposición le tilda de «narcotraficante», pero el presidente Arce y su vicepresidente David Choquehuanca le señalan como algo peor, como el «rey de la cocaína», por lo que estas situaciones le «obligaron» a ser candidato y a «batallar».

«No nos vamos a rendir y vamos a estar en esta dura batalla democrática», sostuvo Morales.

El expresidente lamentó que Arce, quien fue su ministro de Economía durante su Gobierno, no haya avanzado «nada de nada» de la agenda de 13 puntos que pactaron hacia el bicentenario del país.

Expectación ante Congreso

El anuncio de Morales se da a solo unos días de que se celebre el congreso nacional del MAS, del 3 al 5 de octubre en Cochabamba, uno de los principales bastiones políticos «evistas».

Los aliados de Arce o «arcistas» intentaron sin éxito que ese congreso se realice en la ciudad de El Alto, contigua a La Paz, y que se renueven los líderes del partido gobernante empezando por el propio Morales.

Tras la confirmación de la candidatura de Morales, lo «evistas» ya han advertido que en la cita del MAS se decidirá sobre la expulsión de Arce y del Choquehuanca, a quienes califican de «traidores».

Acerca de NOVEDADES

Te puede interesar

Sobrepoblación en cárceles sigue sin resolverse

Tabasco tiene nueve centros penitenciarios, con una  capacidad para  3 mil 771 personas, sin embargo …