Se construye en México sistema de salud bajo principios del humanismo: Carlos Manuel Merino

Con el director general del IMSS, Zoé Robledo, y el titular de la Subsecretaría de Integración y Desarrollo de la Secretaría de Salud federal, Juan Antonio Ferrer, encabeza el gobernador entrega de bases a 339 trabajadores del IMSS-Bienestar

El sistema nacional de salud atraviesa una transformación profunda para garantizar el acceso universal, efectivo y oportuno a los servicios, sobre la base del respeto de los derechos humanos con perspectiva de género, y el respeto a la diversidad cultural y participación social, aseveró el gobernador Carlos Manuel Merino Campos.

Junto con el director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo Aburto y el titular de la Subsecretaría de Integración y Desarrollo de la Secretaría de Salud federal, Juan Antonio Ferrer Aguilar, el mandatario encabezó la entrega de basificaciones a 339 trabajadores del IMSS-Bienestar que ahora cuentan con garantías de un empleo digno, un salario justo, prestaciones de ley y el respeto a sus derechos laborales.

Aseveró que a partir de hoy, oficial y legalmente este grupo formará parte de la plantilla del IMSS-Bienestar en Tabasco, y se suman a los más de 37 mil trabajadores de Salud que han sido basificados y contratados por la institución en todo el territorio nacional, gracias a la voluntad política del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Carlos Merino aseveró que atrás quedaron los tiempos en los que tuvieron que laborar bajo situaciones precarias, sin estabilidad ni certeza jurídica, e indicó que con sus plazas pertenecen ahora ‘a una institución del pueblo y para el pueblo, que goza de prestigio y calidad, pero que además requiere de servicios y atención médica con la mayor calidad y calidez posibles, a efecto de brindar atención a quienes carecen de seguridad social’.

El jefe del Ejecutivo invitó a los trabajadores basificados a continuar trabajando con responsabilidad por el bienestar del pueblo, y resaltó que de la mano de su labor, se garantizará el éxito del modelo de atención integral comunitaria y participativa que promueve la prevención, la educación y promoción de la salud, basada en los principios del humanismo mexicano, solidaridad, equidad y justicia social.

En presencia de la secretaria de Salud estatal, Silvia Guillermina Roldán Fernández y el titular del IMSS-Bienestar, Alejandro Calderón Alipi, Zoé Robledo recalcó que Tabasco constituye una entidad que no se achica ante los retos, y explicó de qué se trata este modelo de salud impulsado por el presidente López Obrador.

‘Son dos IMSS, atienden igual, pero atienden a poblaciones distintas; el Seguro Social para los derechohabientes, trabajadores y sus familias, y el IMSS-Bienestar para las personas sin seguridad social’, explicó, al tiempo que dijo que pese a las voces opositoras, la transformación del sistema de salud ‘está enfocada en la gente, en darle tranquilidad y dignidad en tiempos difíciles, en los momentos de enfermedad’.

Expuso que aunque no es un proceso fácil, ni un procedimiento que se pueda hacer de la noche a la mañana, existe la voluntad de los gobiernos estatales para brindar acompañamiento y apoyo a una gran institución de atención médica con más de ocho décadas de existencia, como el IMSS, considerada la más grande del planeta, con 700 hospitales y 13 mil Centros de Salud.

A su vez, Juan Antonio Ferrer explicó que el nuevo modelo nacional de salud está sustentado en cuatro pilares, relacionados con contar con el personal suficiente –ya sean médicos, enfermeras, administrativos, trabajadores sociales– para atender de forma eficaz y oportuna a la población, garantizar el acceso a las medicinas, lograr el mejoramiento de la infraestructura, y que los más de 80 mil trabajadores del sector tengan su base para tener certidumbre laboral.

Frente a Manuel Adalbeto Pérez Lanz, coordinador del Órgano Público Descentralizado (OPD) IMSS Bienestar en Tabasco, Ferrer Aguilar resaltó que la instrucción del presidente López Obrador es que todo el personal adscrito al sector cuente con la garantía de que sus derechos laborales serán respetados, porque ello representa ‘un acto de justicia social’.

El funcionario federal mencionó que en el tema de la infraestructura, lo que se busca es que ‘no llegue una persona a un centro de salud, a un hospital general, a un hospital de alta especialidad o a un instituto de salud, y sus instalaciones estén decaídas’, mientras que en el aspecto de los medicamentos, la buena noticia es que ‘ya se lograron adquirir todas claves que hacen falta al país’.

‘Ahora se está trabajando cada día en la distribución. El tema no es que se compre, que se adjudiquen y lleguen a un almacén; lo que quiere el Presidente es que después del almacén lleguen al hospital, lleguen al Centro de Salud y lo tenga en la mano el paciente, de acuerdo con lo que le recetó el médico tratante’, aseveró.

Frente a líderes sindicales del sector salud en Tabasco, Manuel Adalberto Pérez estableció que el evento de entrega de basificaciones representa un momento histórico, porque el sueño que cientos de trabajadores de la salud tenían, algunos de ellos desde hace más de 20 años, ‘ahora es real, es transparente, es público y está abierto a toda información; no hay nada oscuro’.

‘La necesaria transformación de los servicios de salud y la salud pública nacional llegó a Tabasco; hoy se respira alegría en esta transformación, pues inicia en este acto y como ejemplo de la consolidación se entrega la basificación a trabajadores que están al servicio de la salud garantizando y reconociendo su ardua labor’, puntualizó Pérez Lanz.

Acerca de NOVEDADES

Te puede interesar

Detiene la SSPC a dos personas implicadas en venta de drogas

En un operativo efectuado en la colonia el Águila, municipio de Centro, la Secretaría de …