Tratan de sepultar caso judicial por pensión VIP

Mientras era senador de la República (2012-2018), y justo cuando el Instituto de Pensiones de Jalisco (IPEJAL) tenía enfrente ante sí cargas financieras que lo condujeron a números rojos años tras año, Chema Martínez, actual candidato morenista a la alcaldía de Guadalajara, realizó trámites para convertirse en pensionado VIP. El caso habría de conocerse localmente, junto a 70 más, como el de las pensiones doradas.

Chema ha tratado de mantener el tema en el tenor de que cada requerimiento que le pidan en el IPEJAL o en la Fiscalía Anticorrupción se verá solventado. Su pensión está suspendida, señala, aunque esa sepultura de un tema que le persigue se debe a su regreso a la actividad política estatal y no ha que haya abdicado a su derecho a sumar 107 mil 994 pesos mensuales a los sueldos que tenga de aquí en adelante. En este caso no cabe duda, la pensión sí alcanza para una vida digna.

Fueron 70 las pensiones para los empleados del Estado de Jalisco que, una vez descubiertas, debieron ser sometidas a auditoría y denuncias, o bien administrativas o bien penales (como la de Chema).

El sistema de pensiones en el que se alojaron estos casos está pensado para que trabajadores estatales no vean pauperizados los ingresos familiares cuando termina su vida laboral. Pero los 70 expedientes que se revisaron, incluyendo el de Chema Martínez, mostraban destreza en aprovechar vacíos legales y, a los 50 años y aún en ejercicio de puestos bien remunerados, recibir mensualmente más e 100 mil pesos extras provenientes del erario de Jalisco.

Chema, con trámites sui géneris, logró la pensión de casi 108 mil pesos al mes que hoy está congelada por su reincorporación al congreso estatal como diputado; las investigaciones penales en curso no han logrado llegar a ese punto de la incautación.

En efecto Chema fue un trabajador destacado del Congreso. Conocido en sus tiempos de panista como un cabildero nato, que no debía faltar en negociaciones delicadas en temas legislativos y en los asuntos que tocaban al poder judicial estatal, sus trámites de pensión muestran también una habilidad de tomar atajos impresionantes:

Hizo las solicitudes en una oficina del IPEJAL que no tiene atribuciones para ello, pero le fueron validados; dejó de aportar pensiones una cantidad de años suficientes para perder sus derechos laborales de pensión, pero esto nunca sucedió; ante la falta de aportaciones, hace un pago en una exhibición pro más de 3.4 millones de pesos que Hacienda federal tampoco cuestiona aunque le son puestos a la vista; los sellos de su documentación son diferentes a los que usaba el IPEJAL cuando realizó los trámites, pero le fueron validados.

Cuando abandonó al Partido Acción Nacional y se sumó a la construcción de Morena en Jalisco, en 2019, copeteó su tiempo de pensión con documentación proveniente del municipio de Tonalá, ya en manos de Morena, donde le acreditaron retroactivamente haber laborado allí, con oficios que nuevamente no cuadraban con los registros documentales de aquellos tiempos en los que presuntamente estuvo como empleado municipal.

Aún con esa inconsistencia, el candidato a alcalde y su equipo de campaña han mantenido el asunto en segundo plano. Congelada la pensión y con el expediente en revisión, alegan, no hay tema que tratar.

El caso está en manos de la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción del Estado de Jalisco des de 2021, lo mismo por falsificación de sellos oficiales, pero ya también por las implicaciones que pueden derivar de la disposición de recursos públicos para su pensión.

Chema Martínez, en tanto, continúa su campaña y señala que está dispuesto a solventar lo que le soliciten a efecto de comprobar que tiene derecho a esa pensión dorada, la misma que ya estaba a su disposición cuando recibía el jugoso sueldo como diputado del congreso estatal, sólo que congelada justamente porque resultaba que el “pensionado” estaba laborando en el mismísimo lugar del que se había pensionado.

Los jubilados de IPEJAL reciben en promedio 15 mil pesos. Es un promedio que oculta a una fuerte cantidad de adultos mayores que por esa vía hoy reciben debajo de 10 mil pesos. Chema tiene a futuro (hoy congelados) diez veces más por su paso por el Congreso del estado.

Los candidatos a gobernador de todos los partidos, en tanto, han sido convocados por el Frente Salvemos al IPEJAL a que hagan propuestas sobre este organismo. Piden que esto sea parte de su plataforma de gobierno ya que más de 130 mil familias de trabajadores en activo, con promedios de edad altos, a la par de 46 mil jubilados que reciben cheques de pensión generalmente modestas, dependen de un fondo que es una reserva finita y que, se sabe, habrá que apuntalarse para que no haga quiebra total.

Acerca de NOVEDADES

Te puede interesar

22 candidatos han sido asesinados en el proceso electoral 2024: SSPC

El Gobierno mexicano reconoce el asesinato de 22 aspirantes a las elecciones del próximo domingo, …