Recomiendan aplicar medidas preventivas ante altas temperaturas

Se exhorta a la población a acudir a los servicios de Urgencia del IMSS para recibir un diagnóstico y tratamiento oportuno en caso de presentar algún signo de alarma.

Ante la ola de calor y las altas temperaturas que se registran en la mayor parte del país, especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) emiten recomendaciones a fin de evitar quemaduras por exposición al sol, enfermedades gastrointestinales, oculares, golpe de calor o cuadros de deshidratación en niñas, niños y adultos mayores, principalmente.

Al respecto, la coordinadora de programas médicos de la División de Medicina Familiar, doctora Selene Bárcenas Chávez, exhortó a la población a usar ropa ligera, de colores claros y manga larga, sombrero, gorra o sombrilla; evitar actividades al aire libre entre las 11 de la mañana a las tres de la tarde, aplicarse protector solar, mantenerse en lugares con mucha ventilación y frescos, e hidratarse continuamente con agua simple potable.

Destacó que se debe poner mayor cuidado a los bebés, en especial lactantes y menores de 5 años, así como a los adultos mayores ya que sus mecanismos termorreguladores en el sistema nervioso central operan diferente al de un adulto promedio, en el caso de los niños no han madurado por completo y en los mayores de 60 años se van perdiendo.

Subrayó que la exposición prolongada a altas temperaturas genera afectaciones secundarias como cuadros de deshidratación, quemaduras y golpe de calor, ante esta situación, recomendó alejar a la persona del lugar donde ocurrió el evento, llevarlo a un lugar ventilado y fresco, cuidar que su vía aérea esté despejada, aplicar fomentos de agua para bajar la temperatura y acudir a los servicios de urgencias.

La doctora Bárcenas Chávez refirió que en el caso de las enfermedades gastrointestinales, la carne, la leche y sus derivados, así como pescados y mariscos son alimentos que se deterioran con mayor facilidad, por lo que no se recomienda que su consumo sea en la calle.

Explicó que en esta época de calor, los alimentos se deben consumir en el menor tiempo posible y evitar guardarlos por periodos prolongados dentro del refrigerador, ya que pueden producirse algunas toxinas que provoquen infecciones y en algunos casos intoxicaciones.

Recomendó tomar medidas precautorias en el consumo de víveres, tanto en casa como en la calle, ya que, a través de éstos, las bacterias, virus y parásitos ingresan al organismo y ocasionan infecciones como gastroenteritis, salmonelosis, tifoidea, cólera y enfermedad por rotavirus.

Apuntó que estas enfermedades se manifiestan con fiebre, dolor estomacal o abdominal, náuseas, vómito, diarrea, estreñimiento y deshidratación. Por ello, señaló que ante la presencia de estos síntomas, es importante acudir a su Unidad de Medicina Familiar (UMF para recibir diagnóstico y tratamiento oportunos.

La médico familiar del IMSS indicó que por la exposición al sol, al aire acondicionado y a la contaminación por tiempo prolongado, también se presentan afectaciones en los ojos que pueden ocasionar irritación continua, favorecer la aparición de conjuntivitis, carnosidad y síndrome de ojo seco.

Por lo que indicó que al presentar síntomas como ojo rojo, lagrimeo, resequedad ocular, comezón o algún tipo de secreción posterior a la exposición prolongada a rayos solares deberá acudir a consulta con su médico familiar para determinar el padecimiento y definir el tratamiento a seguir.

También mencionó que en caso de visitar centros recreativos donde haya albercas o realizar actividades al aire libre, es necesario utilizar gafas, gorra o sombrero, lentes o goggles protectores para evitar la entrada de algún cuerpo extraño, agua o cualquier partícula.

Acerca de NOVEDADES

Te puede interesar

Auxilia sociedad civil ante muertes de saraguatos

Los monos aulladores, deshidratados por las altas temperaturas, se desploman de los árboles; se estima …