Salud: legales y en orden, inspecciones de carnicerías

Durante visitas de verificación sanitaria a carnicerías y expendios de vísceras en el municipio de Centla, personal de la Secretaría de Salud detectó que en cinco establecimientos no contaban con la documentación que avalara la procedencia del producto ni que estuviera libre de clembuterol.

Además, no contaban con dispositivos para el control de la fauna nociva y constancias de fumigación periódica por parte de empresas autorizadas, había malas condiciones de limpieza en general y carecían de aviso de funcionamiento, informó Roger Alberto Vázquez Pérez, jefe del Departamento de Operación Sanitaria de la Dirección de Protección contra Riesgos Sanitarios.

Por ese motivo se procedió a asegurar 51.5 kilos de carne de res, los cuales quedaron en neveras de esos negocios, con los sellos correspondientes, además que a los propietarios se les inició procedimientos administrativos para que corrijan las irregularidades detectadas y regularicen su situación dándose de alta ante la Secretaría de Salud, indicó.

Asimismo, siempre deben tener a la vista los documentos que acrediten el origen y la calidad del producto, y que la carne que venden se encuentra libre de clembuterol y proviene de un rastro TIF, expuso el funcionario.

Roger Vázquez señaló que, de forma paralela a estas acciones, en el municipio de Jalpa de Méndez suspendieron las actividades de una matanza rural, la cual además de no contar con aviso de funcionamiento carecía de fosa séptica y de mantenimiento en sus instalaciones, lo cual puede representar un riesgo para la salud de los consumidores al no garantizar la inocuidad de los productos.

Refirió que los operativos implementados han permitido el aseguramiento de 737.5 kilos de carne y 38.7 kilos de hígado, de los cuales han sido destruidos los 38.7 kilos de hígado.

Cada una de las inspecciones se han concretado conforme a la normatividad sanitaria y procedimientos que establece la Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios, sin actuar de forma arbitraria, ya que al llegar los supervisores presentan el acta de verificación correspondiente, en el que aparece el nombre y foto de ellos, y al final se asientan las observaciones detectadas, las cuales quedan firmadas en mutuo acuerdo por el propietario o encargado del comercio, concluyó.

Acerca de Jorge Cupido

Te puede interesar

Jóvenes beneficiarios de programa federal abarrotan dependencia

Joel Rubio Villahermosa La Secretaría del Trabajo y Previsión Social de Tabasco atienden diariamente a …